Publicado: 3 de Julio de 2017

Es muy habitual encontrarse vehículos con las lunas tintadas, pero, ¿sabes qué coste supone y qué beneficios tiene para ti?

Tintar las lunas significa añadir una lámina de plástico en la cara interna para cubrir los cristales de la parte trasera. Aunque en muchos casos la estética es la principal razón de su utilización también son un elemento práctico: aporta privacidad y mejora el nivel de confort del interior del vehículo, ya que protege de los rayos solares y, en consecuencia, se reduce el coste de energía.

Si quieres conocer más detalles sobre su instalación y coste, ¡contacta con nosotros!